Inicio»Opinión y Reflexión»¡Cómo está el patio!… de butacas

¡Cómo está el patio!… de butacas

4
Shares
Pinterest Google+

Hemos estado estos últimos días en varias representaciones, una de ellas una ópera, con profesionales muy bien pagados y repercutido todo ello en el precio de la butaca.

Y otra, una función de teatro, ésta destinada a mayores y niños, de carácter amateur.

Comenzamos por la ópera, ésta era una ópera que requería bastantes voces graves, haciendo diferentes papeles con notas extremas hacia la tesitura más grave.

Ni más ni menos que había en el escenario, todo según el libreto explicativo, dos bajos y dos bajos-barítonos. Con todo esto, no pudimos oír un solo grave en condiciones.

Para rematar la faena, salió uno “denominado bajo” en el final de la obra, haciendo una oscilación del cuello para poder mantener un grave, que evidentemente… así salió de mal, parecía un auténtico “jotero” y con todos mis muchos respetos a los joteros a quien aprecio mucho dentro de su género.

Todo esto en un gran teatro y con profesionales que cobran un dineral.

Está claro, que como para dar una nota extrema grave, no surte tanto efecto el esfuerzo del cuerpo, como puede suceder en los agudos pues… lamentable.

Los graves necesitan de mucho más “esfuerzo técnico” y no de fuerza bruta y eso conlleva que escuchemos las lamentables voces graves que escuchamos y sobre todo, su lamentable utilización.

Otro día nos fuimos al teatro a ver una agradable representación de tres Clowns, todo amateur y con los consiguientes esfuerzos que ello conlleva, entre otros, el de poner dinero.

Nos gustó muchísimo y sobre todo vimos una adecuadísima utilización del cuerpo a nivel de movimiento y una buena utilización de la voz, hecho que quedó reflejado en una crítica en el periódico, donde se comentaba entre otras cosas, ciertas frases de humor muy sutiles que para su comprensión necesitaban que llegasen al público con calidad de sonido.

Y así llegaron, por lo que pudimos reírnos con ellas y sobre todo los niños, los cuales las entendieron a la perfección.

Vamos a un teatro de primera categoría a escuchar profesionales que cobran un dineral y no nos enteramos de la mitad de lo que cantan, porque el sonido que emiten no llega correctamente a las butacas.

Vamos a una función amateur en un centro cívico, con un teatro sin ninguna de las medidas a favor, para que pueda sonar mejor la voz y nos encontramos con un excelente trabajo de tres personas amateurs que nos hacen llegar el texto sin ningún problema, a la vez que se arrastran y demás movimientos por el suelo.

Salimos contentos de la obra teatral y bastante enfadados de la tomadura de pelo de la ópera.

Eso sí, en los dos lugares se aplaudió mucho. Puedo entender lo del teatro, pero lo de la ópera…

Artículo anterior

Anacrónica: Comentamos la última edición de las Audiciones Tcanto en el Circulo Vitoriano

Artículo siguiente

Aplaudiendo como lo hacen los niños

No hay comentarios

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS
Responsable EDUARDO FERNÁNDEZ LAHERA ("EDUARDO LAHER")
Finalidad Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Estos datos se conservarán mientras no se solicite la supresión o mientras permanezca vigente el contrato.
Legitimación Consentimiento. Recabar el Consentimiento del Interesado.
Destinatarios Fines administrativos internos, incluido el tratamiento de datos personales de Clientes y Empleados. No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal.
Derechos Acceso, rectificación o supresión, limitación del tratamiento, oposición al tratamiento y portabilidad.
Información adicional Puede consultar información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra Política de Privacidad así como en el email: contacta@eduardoalher.com

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.